En los funerales por los fallecidos en el terremoto que asoló Italia la semana anterior, ha dejado imágenes desoladoras. Entre familiares, amigos y autoridades, se ha dejado ver también un cocker, que se ha acercado al féretro de su dueño para darle un último adiós, reseña abc.es.

Según «La Stampa», Andrea Cossu, de 45 años, es una de las más de 290 víctimas del seismo. Residía en Pescara del Tronto, uno de los pueblos italianos más afectados, junto a su fiel amigo, que ha acudido al funeral junto al resto de la familia.

En el momento de acercarse al ataúd, tal y como puede verse en el vídeo,el cocker olfatea el féretro, como si supiera que Andrea Cossu estaba allí. Después, según el diario italiano, no se quería ir. «No quería romper ese vínculo de lealtad y amor al que Cossu ha dedicado mucho tiempo», asegura «La Stampa».

«Eran inseparables», han asegurado los familiares con la voz rota por la emoción. Las imágenes han sido captadas por Fanpage.it:


Fuente