Las mascarillas elaboradas con ingredientes naturales han sido desde la antigüedad excelentes aliadas para mejorar el aspecto del cabello.

Sus combinaciones concentran grandes cantidades de nutrientes esenciales que, tras ser asimilados, nutren a profundidad la melena y reparan los daños para que crezca sin problemas.

Si bien hoy en día hay muchos productos con estas mismas propiedades, estas opciones son muy económicas y no suelen provocar reacciones secundarias indeseadas.

Y es que, aunque ya nos hemos acostumbrado a los tratamientos químicos, las alternativas naturales continúan vigentes en cuanto al embellecimiento capilar.

Por esta razón, en el espacio de hoy queremos compartir 5 recetas caseras que, por un bajo costo, te ayudarán a conseguir ese pelo brillante y fuerte que tanto deseas.

¡No dejes de probarlas!

1. Mascarilla de yogur y bicarbonato

La combinación de yogur natural con bicarbonato de sodio nos ofrece una mascarilla capilar para remover las células muertas y el exceso de grasa que se van quedando adheridos del cuero cabelludo.

Sus ácidos naturales y compuestos antioxidantes nutren el pelo desde las raíces y estimulan la circulación para un crecimiento saludable.

Ingredientes

  • ½ taza de yogur natural (100 g)
  • 1 cucharada de bicarbonato de sodio (10 g)
  • 2 cucharadas de miel de abejas (50 g)

Preparación

  • Combina todos los ingredientes en un recipiente y, tras obtener un producto homogéneo, aplícalo por todo el cabello y cuero cabelludo.
  • Deja que actúe 15 o 20 minutos y enjuaga como de costumbre.
  • Repite su uso 2 o 3 veces al semana.

2. Mascarilla de aguacate y aceite de coco

Si de darle brillo al cabello se trata, la combinación de aguacate con aceite de coco es una de las mejores opciones naturales.

Estos ingredientes cuentan con ácidos grasos esenciales y vitamina E, dos nutrientes que reparan los daños, el exceso de sequedad y la caída excesiva.

Ingredientes

  • ½ aguacate maduro
  • 2 cucharadas de aceite de coco orgánico (30 g)

Preparación

  • Aplasta la pulpa de medio aguacate y combínala en un recipiente con el aceite de coco.
  • Separa el cabello en varios mechones y aplica el tratamiento desde las raíces hasta las puntas.
  • Deja que actúe durante 30 minutos y enjuaga con agua fría.
  • Úsalo 2 o 3 veces a la semana.

3. Mascarilla de banana y aceite de olivaTratamiento con banana

Este tratamiento de banana y aceite de oliva tiene propiedades hidratantes y reparadoras que ayudan a mejorar el aspecto de la melena.

Sus grasas saludables, además de compuestos antioxidantes, se absorben a través de la raíz y mantienen el cabello fuerte y humectado.

Ingredientes

  • 1 banana madura
  • 2 cucharadas de aceite de oliva (32 g)

Preparación

  • Trocea la banana madura y tritúrala con un tenedor hasta obtener un puré.
  • Mézclalo con el aceite de oliva y aplícalo sobre el cabello húmedo.
  • Cubre todo el pelo y déjalo actuar durante 40 minutos.
  • Enjuaga con tu champú habitual y repite su uso 2 o 3 veces a la semana.

4. Mascarilla de leche de coco y aloe vera

Al combinar las propiedades nutricionales del aceite de coco con el prodigioso gel de aloe vera podemos obtener un tratamiento hidratante y reparador para lucir un cabello fuerte, abundante y con un brillo espectacular.

Ambos ingredientes ayudan a regular el pH del cuero cabelludo, por lo que disminuyen el exceso de producción de grasa y la caspa.

Ingredientes

  • ½ taza de leche de coco (125 ml)
  • 5 cucharadas de aloe vera (75 g)

Preparación

  • Incorpora los ingredientes en la licuadora y bátelos hasta obtener un producto homogéneo.
  • Separa el cabello en varias secciones y cúbrelo con el tratamiento desde las raíces hasta las puntas.
  • Ponte un gorro de ducha y déjalo actuar entre 30 y 40 minutos.
  • Enjuaga con abundante agua y repite su uso 2 veces a la semana.

5. Mascarilla de yemas de huevo y aceite de almendrasMascarilla de yema de huevo, aceite y miel

La mascarilla de yemas de huevo y aceite de almendras es un producto natural que nos ayuda a reparar el cabello quemado y maltratado.

Sus propiedades hidratantes regulan el pH del cuero cabelludo y le devuelven elasticidad, fuerza y brillo.

Ingredientes

  • 2 yemas de huevo
  • 3 cucharadas de aceite de almendras (45 g)

Preparación

  • Pon las yemas de huevo en un recipiente y bátelas junto al aceite de almendras.
  • Humedece el cabello y aplícale el producto desde el cuero cabelludo hacia las puntas.
  • Deja que actúe 30 minutos y enjuaga.
  • Repítelo, por lo menos, una vez a la semana.

¿Notas tu cabello opaco y dañado? Anímate a probar cualquiera de las mascarillas mencionadas y comprueba por ti misma cuán buenas son para embellecerlo.

¡Te encantarán!


Fuente