El plátano es una fruta con alto valor energético que ha hecho parte de la dieta de millones de personas en todo el mundo. Se conocen como una de las mejores fuentes de potasio, pero también están llenos de vitaminas A, B y C.

Durante años se pensó que su consumo influía en el aumento de peso corporal, ya que es una de las frutas con más calorías y azúcares. No obstante, con el paso del tiempo se pudo romper con esta creencia y ahora muchos lo disfrutan sin temores o remordimientos.

No obstante, más allá de ser un alimento con muchos beneficios para la salud, este se ha convertido en una base para la preparación de varios tratamientos con fines cosméticos.

Su acción hidratante y sustancias antioxidantes hacen que sea un gran aliado de la belleza de la piel y el cabello.

No sigas desechando esos plátanos maduros que ya no son tan agradables para el consumo. Presta mucha atención a los siguientes tratamientos capilares que aprovechan sus bondades para estimular el crecimiento.

¡Pruébalos!

Mascarilla de plátano y miel de abeja

Tanto el plátano maduro como la miel de abejas están llenos de nutrientes hidratantes que favorecen la restauración del pelo dañado para darle brillo y fuerza.

Su combinación en este producto nos da como resultado un tratamiento acondicionador para reparar las puntas abiertas, nutrir las raíces e incrementar su volumen.

Ingredientes

  • 1 plátano maduro
  • 1 cucharada de miel (25 g)
  • ½ taza de leche (125 ml)
  • 1 cucharada de aceite de oliva (14 g)

¿Qué debes hacer?

  • Pela el plátano y colócalo en la licuadora con la cucharada de miel de abejas, la leche y el aceite de oliva.
  • Bate todo por unos instantes hasta conseguir una pasta cremosa.
  • Extiéndela a modo de mascarilla sobre el cabello seco, haciendo suaves masajes en el cuero cabelludo durante unos minutos.
  • Luego, usa un peine de cerdas anchas y esparce el producto por todo el pelo.
  • Ponte un gorro de ducha y espera a que actúe unos 30 o 40 minutos.
  • Pasado este tiempo aclara con agua tibia y usa tu champú habitual.
  • Úsalo una vez a la semana.

Ver también:  Conoce los 6 mejores usos de la cerveza para tu piel y cabello

Mascarilla de plátano y aceite de coco

Mascarilla de plátano y aceite de coco

El cabello seco, opaco y con caspa puede aliviarse de forma natural con un sencillo tratamiento de plátano maduro y aceite de oliva.

Los ácidos grasos y las vitaminas nutren el cuero cabelludo y facilitan la eliminación de piel muerta.

Ingredientes

  • 1 plátano maduro
  • 3 cucharadas de aceite de coco (45 g)

¿Qué debes hacer?

  • Tritura el plátano maduro con la ayuda de un tenedor y mézclalo con el aceite de coco hasta conseguir una crema.
  • Humedece el pelo y extiende el producto con suaves masajes para activar la circulación.
  • Cubre con un gorro de ducha y déjalo actuar de 20 a 30 minutos.
  • Enjuaga con agua templada y repite su uso dos veces a la semana.

Mascarilla de plátano y pétalos de rosas

Mascarilla de plátano y pétalos de rosas

Este tratamiento está diseñado para todos los tipos de cabello, ya que no altera la producción de aceites y permite regular el pH del cuero cabelludo.

Combina el plátano con los pétalos de rosas y la leche, lo que hace que sea una buena opción para los que tienen exceso de producción de grasa.

Ingredientes

  • 2 plátanos maduros
  • ½ taza de leche (125 ml)
  • 1 taza de pétalos de rosa (50 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)
  • Miel de abejas (opcional)

¿Qué debes hacer?

  • Incorpora la leche con los pétalos de rosa y el agua en una olla.
  • Pon a hervir todo a fuego bajo y déjalo por 20 minutos.
  • Pasado este tiempo, retíralo del fuego y déjalo reposar.
  • Mientras tanto, pela los dos plátanos maduros y ponlos en la licuadora.
  • Cuando el líquido esté tibio, agrégalo y bate todo por unos instantes.
  • De forma opcional le puedes agregar un poco de miel, o un chorro de aceite de almendras.
  • Una vez esté listo el producto, separa en varios mechones el pelo y cúbrelos por completo con la mezcla.
  • Déjalo actuar por 30 minutos y enjuaga con agua tibia.
  • Puedes usarlo una o dos veces a la semana según lo prefieras.

En todos los casos debes tener en cuenta que los resultados para el crecimiento no son inmediatos y solo se obtienen cuando se usa de forma continua.

Sin embargo, lo que sí podrás notar desde las primeras aplicaciones es que tu melena queda más sedosa, brillante y fácil de peinar.

¿Con cuál de estos tratamientos te quedas?


Fuente