La Bowiea volubilis es es una planta suculenta perteneciente a la familia de las Hyacinthceae popularmente, en algunos lugares se la conoce ya como cebolla trepadora. Tiene ramas largas y delgadas, que pueden alcanzar hasta 2 m de longitud, intensamente cubiertas de finas ramitas que a su vez soportan las minúsculas (1 mm) hojas lineales que caen en invierno. Pero sobre todo llama la atención por su bulbo, que puede alcanzar los 25 cm de diámetro, el cual crece con la mitad de color blanco, enterrada y la otra mitad, de tono verdoso en la superficie.

Esta planta es originaria de Sudáfrica y se suele cultivar en maceta. Le buscaremos un lugar muy luminoso donde no reciba sol directo, salvo que vivamos en un lugar muy fresco. No tolera el frío y debe mantenerse por encima de 10 ° C. El suelo debe ser arenoso, compuesto por dos partes de arena y una parte de compost. Usaremos un tutor para guiar las ramas y evitar que la planta se convierta en una masa enmarañada.

caracteristicas-y-cultivo-de-la-bowiea-volubilis-02

Hay que mantener el suelo ligeramente húmedo, pero sin que tenga demasiada agua, la maceta ha de contar con un buen drenaje ya que no tolera nada bien los encharcamientos. Regaremos cada 10 días más o menos y procuraremos no mojar el bulbo para prevenir problemas con los hongos y podredumbres. Durante algunos periodos del año puede perder sus hojas.

caracteristicas-y-cultivo-de-la-bowiea-volubilis-03

La bowiea volubilis se reproduce por semillas o por división del bulbo. Ambas operaciones podemos hacerlas en primavera. Cada dos años aproximadamente cambiaremos la planta de maceta. Es una planta que con facilidad supera los 10 años de vida y con buenos cuidados puede vivir mucho más, hay quien dice que hasta 100 años. Aunque su valor ornamental es escaso se trata de una planta rara y curiosa.


Fuente