El vinagre de sidra de manzana es un producto orgánico que se ha utilizado desde hace miles de años en lo que tiene que ver con la gastronomía y la medicina natural.

Su alto contenido de ácidos naturales, antioxidantes y nutrientes ha servido para tratar dolencias comunes como el resfriado, la indigestión o las infecciones, entre otros.

No obstante, más allá de este tipo de aplicaciones, es bueno saber que sus propiedades se pueden aprovechar como producto cosmético con diferentes fines.

Está demostrado que es muy saludable para la piel con acné, las quemaduras solares, las manchas y otras alteraciones consideradas como antiestéticas.

Esto se debe a su riqueza en bacterias y levaduras beneficiosas que se obtienen durante su proceso de fermentación.

Como sabemos que muchos desconocen cómo usarlo, a continuación queremos compartir 8 buenos tratamientos en los que se puede incluir.

1. Producto antiarrugas

El ácido acético y los antioxidantes de este ingrediente son muy buenos para regular el pH de la piel y prevenir las arrugas.

En este caso aconsejamos combinarlo con un poco de pulpa de pepino para conseguir una mascarilla revitalizadora y humectante.

Ingredientes

  • 1 cucharada de vinagre de manzana (10 ml)
  • ½ pepino

¿Cómo prepararlo?

  • Licua el pepino y mezcla la pulpa con la cucharada de vinagre de manzana.
  • Aplica el producto por todo el rostro y déjalo actuar 20 minutos.
  • Enjuaga y úsalo unas tres veces a la semana.

2. Manicura

Si deseas que tu esmalte de uñas dure más y no se resquebraje en un par de días, utiliza este ingrediente antes de proceder a realizar tu manicura.

Ingredientes

  • ¼ de taza de vinagre de manzana (62 ml)
  • ¼ de taza de agua (62 ml)

¿Cómo prepararlo?

  • Combina partes iguales de vinagre de manzana con agua y sumerge los dedos durante 10 minutos.
  • Sécalos bien y aplícate la laca de uñas.

3. Enjuague bucal

Enjuague bucal

Las propiedades antibacterianas de este producto son útiles para combatir las bacterias que causan infecciones bucales y el mal aliento.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de vinagre de manzana (20 ml)
  • 1 cucharadita de sal (5 g)
  • 1 vaso de agua tibia (200 ml)

¿Cómo prepararlo?

  • Agrega el vinagre de manzana y la sal en el vaso de agua tibia.
  • Tras mezclar todo, realiza gárgaras después del cepillado.

4. Pérdida de peso

Aunque parezca increíble, este tipo de vinagre también es un gran aliado contra el exceso de peso. Sus escasas 3 calorías y su riqueza nutricional apoyan la dieta para quemar grasa con más facilidad.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de vinagre de manzana (20 ml)
  • 1 vaso de agua tibia (200 ml)

¿Cómo prepararlo?

  • Diluye un par de cucharadas de vinagre de sidra de manzana en agua tibia y consúmelo en ayunas todas las mañanas.
  • Recuerda que sus efectos dependen de tus demás hábitos.

5. Acondicionador natural

vinagre-manzana-cabello

Al aplicar este ingrediente sobre el cabello podrás incrementar su brillo y vitalidad. Lo puedes combinar con algún aceite esencial para obtener un acondicionador casero.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de vinagre de manzana (20 ml)
  • 1 cucharada de aceite de oliva (14 g)

¿Cómo prepararlo?

  • Combina los dos ingredientes y frótalos sobre el cabello húmedo.
  • Déjalo actuar 10 minutos y enjuaga.
  • Repite su uso todos los días.

6. Caspa

El ácido málico que contiene el vinagre de manzana es un compuesto activo que ayuda a combatir la resequedad, la caspa y otras alteraciones del cuero cabelludo.

Su aplicación disminuye la presencia de hongos y previene posibles infecciones.

Ingredientes

  • 3 cucharadas de vinagre de manzana (30 ml)
  • ½ taza de agua (125 ml)
  • 6 gotas de aceite esencial de árbol de té

¿Cómo prepararlo?

  • Combina todos los ingredientes en un recipiente y frótalos con un suave masaje por todo el cuero cabelludo.
  • Espera a que actúen 10 minutos y enjuaga con abundante agua fría.
  • Repite su uso tres veces a la semana.

7. Contra el acné

acné en adultos

Los granitos de acné son un signo evidente de la acumulación de toxinas y el exceso de producción de grasa.

Este tipo de vinagre ayuda a regular el pH natural mientras combate las bacterias y la inflamación.

Ingredientes

  • 1 cucharada de vinagre de manzana (10 ml)
  • 4 cucharadas de agua (40 ml)

¿Cómo prepararlo?

  • Diluye el vinagre de manzana en las cuatro cucharadas de agua y, con la ayuda de un algodón, frota la mezcla sobre las zonas afectadas.
  • Repite su uso dos veces al día, todos los días.

8. Quemaduras solares

La aplicación de vinagre sobre las quemaduras solares contribuye a calmar el dolor y a aliviar la sensación de quemazón.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de vinagre de manzana (20 ml)
  • ¼ de taza de agua (62 ml)
  • Cubitos de hielo

¿Cómo prepararlo?

  • Diluye el vinagre de manzana en el agua y agrégale unos cubitos de hielo.
  • Sumerge un paño limpio y frótalo sobre la piel afectada.
  • Repite su uso si lo consideras necesario.

¿Aún no incluyes vinagre en tu rutina? Ahora que ya conoces varios de sus usos, no dudes en sacarle más provecho.


Fuente