Las propiedades del gel de aloe vera se han aprovechado desde la antigüedad en lo que tiene que ver con el cuidado de la piel.

Su elevado aporte de sustancias hidratantes y reparadoras han sido útiles para combatir los trastornos cutáneos y todas esas alteraciones que afectan la belleza.

De hecho, muchas compañías de la industria cosmética están extrayendo sus compuestos activos para hacer más eficaces sus productos estéticos y de rejuvenecimiento.

No obstante, no hace falta invertir dinero en costosos tratamientos para sacarle todo el provecho a sus beneficios.

Combinándolo con otros ingredientes naturales podemos hacer increíbles mascarillas para el cuidado del cutis.

1. Mascarilla para un cutis radiante

El agua y los antioxidantes de esta planta ayudan a nutrir las pieles secas para darles un mejor aspecto.

En este caso potenciaremos sus efectos con la prodigiosa cúrcuma para aumentar su poder exfoliante y regenerador.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de aloe vera (30 g)
  • 1 cucharadita de cúrcuma (5 g)
  • 1 cucharada de miel (25 g)
  • 5 cucharadas de leche (50 ml)
  • 5 cucharadas de agua de rosas (50 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Incorpora todos los ingredientes en la licuadora y bátelos hasta obtener una pasta cremosa.
  • Limpia el cutis y extiende una fina capa del producto.
  • Déjalo actuar 20 minutos y enjuaga con agua tibia.
  • Puedes repetir su uso hasta tres veces a la semana.

2. Mascarilla para atenuar las manchas del cutis

Los nutrientes del aloe vera estimulan la regeneración celular y disminuyen la presencia de manchas causadas por la exposición al sol.

Ingredientes

  • ¼ de taza de aloe vera (50 g)
  • 2 cucharadas de agua de rosas (20 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Extrae el gel de aloe vera y combínalo con el agua de rosas en un recipiente.
  • Extiende la mezcla obtenida sobre las manchas faciales y déjala actuar 20 minutos.
  • Cuando se seque, realiza suaves masajes circulares y aclara con agua.
  • Úsala tres veces a la semana.

3. Mascarilla para desintoxicar la piel

mango

Este tratamiento contiene poderosos antioxidantes que ayudan a remover las toxinas e impurezas adheridas en la superficie de la piel.

Su uso ayuda a evitar los puntos negros y disminuye el exceso de grasa.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de aloe vera (30 g)
  • 1 rodaja de mango
  • El jugo de ½ limón

¿Qué debes hacer?

  • Incorpora todos los ingredientes en la licuadora y bátelos hasta obtener una pasta espesa.
  • Por la noche, limpia el rostro y extiende la mascarilla con la ayuda de un pincel.
  • Déjala secar durante 30 minutos y enjuaga.
  • No debes usarla en el día porque el limón puede manchar la piel si se expone al sol.

4. Mascarilla para regular la producción de aceites

La combinación de miel con aloe vera nos da como resultado un hidratante natural para refrescar y reparar las pieles con exceso de grasa.

Ingredientes

  • ¼ de taza de aloe vera (50 g)
  • ¼ de taza de miel (83 g)

¿Qué debes hacer?

  • Pon a hervir el aloe vera y tritúralo en la licuadora hasta conseguir una crema .
  • Agrega la miel y procesa unos instantes hasta que se mezcle con el gel.
  • Limpia el rostro para retirar los restos del maquillaje y otras impurezas y aplícate el producto.
  • Pasados 20 minutos, enjuaga con agua fría.
  • Repite su aplicación cada dos días.

5. Mascarilla para pieles sensibles

aloe-vera

Esta receta está diseñada para aliviar las irritaciones, alergias y todo tipo de sensibilidades cutáneas.

Contiene mucílagos, ácido láctico y ácidos grasos esenciales que nutren y protegen el cutis.

Ingredientes

  • ½ taza de aloe vera (100 g)
  • ½ pepino
  • 4 cucharadas de yogur (12 g)
  • 2 cucharadas de aceite esencial de rosas (28 g)

¿Qué debes hacer?

  • Pon todos los ingredientes en la licuadora y procésalos hasta obtener una crema homogénea y sin grumos.
  • Aplícala por todo el rostro y déjala actuar durante 15 minutos.
  • Enjuaga con agua fría y repite su uso dos veces a la semana.

6. Mascarilla para pieles secas

Con este producto regularás el pH de la piel y restaurarás la producción natural de aceites para mantenerla humectada y suave.

Ingredientes

  • ¼ de taza de aloe vera (50 g)
  • 2 cucharadas de requesón (40 g)
  • 2 dátiles
  • ¼ de pepino
  • 3 cucharadas de jugo de limón (30 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Lleva todos los ingredientes a la licuadora y bátelos unos segundos.
  • Tras obtener una crema homogénea, limpia la piel y aplícala.
  • Espera que pasen 30 minutos y aclara con agua fría.
  • Puedes usarla hasta cuatro veces a la semana o según lo consideres necesario.

7. Mascarilla exfoliante para un rostro suave

aloe vera para el cutis

Con este tratamiento eliminarás el exceso de piel muerta acumulada en tu rostro y lo dejarás suave y renovado.

Ingredientes

  • ¼ de taza de aloe vera (50 g)
  • ¼ de pepino
  • 2 cucharadas de avena en hojuelas (20 g)

¿Qué debes hacer?

  • Combina el gel de aloe vera y el pepino hasta obtener una pasta cremosa.
  • Añade la avena en hojuelas y remuévelo para que quede bien integrada.
  • Aplica el exfoliante sobre el cutis con suaves masajes circulares.
  • Déjalo reposar 10 minutos y enjuaga.
  • Repite el procedimiento dos veces a la semana.

Como lo puedes notar, son muchas las formas de incluir la planta de aloe vera en tu rutina estética. Anímate a probar estos tratamientos y descubre todas las bondades que le aporta a tu piel.


Fuente